Última Actualización:
Salud

Vence la ansiedad cambiando tu alimentación

jueves, 19 noviembre 2015 - Comentarios
Compartir

Escrito por:

Por Rebañando

Aguacate

El aguacate te ayudará a luchar contra la ansiedad porque sus grasas vegetales se encargan de mejorar la salud de las células cerebrales.

Al disminuir la tensión arterial, el aguacate se encarga de controlar la ansiedad, de modo que siempre será una buena idea incluirlo en nuestra dieta.

Arándanos

Los arándanos son una fuente natural de antioxidantes, lo que sin duda nos ayudará a sobrellevar los efectos de la ansiedad.

Además dentro de los arándanos podemos encontrar una gran cantidad de vitamina C, ésta nos ayudará en situaciones de ansiedad porque se encarga de reducir el estrés.

Salmón

El salmón además de ser uno de los pescados más deliciosos que existe, es uno de los más beneficiosos para nuestra salud. Esto se debe a que contiene una alta cantidad de ácidos grasos Omega 3 que nos ayudan a encontrarnos bien.

Parece ser que la falta de ácido alfa-linoléico podría propiciar los ataques de pánico y el Omega 3 nos ayudará a compensarla, frenando la ansiedad.

Huevos

Los huevos contienen una alta cantidad de vitamina B.

Parece ser que si no consumimos la cantidad suficiente de esta vitamina en nuestra alimentación diaria, eso puede aumentar el riesgo de ataque de ansiedad, ya que está estrechamente ligada a la depresión.

Leche

Es muy importante que, si somos propensos a los ataques de ansiedad, aumentemos la cantidad de leche que consumimos diariamente.

El déficit de calcio puede provocar irritabilidad, depresión o palpitaciones, algunos de los síntomas de los ataques de ansiedad, por eso será recomendable tomar un vaso de leche caliente antes de dormir, para poder descansar toda la noche.

Pavo

Si padecemos trastornos de ansiedad, vamos a intentar cambiar algunos de nuestros hábitos alimenticios. Por ejemplo, podemos sustituir la carne roja por carne blanca como el pollo o el pavo.

En concreto la carne de pavo, contiene una alta cantidad de triptofán que está ligado a la serotonina, un neurotransmisor que ayuda contra la ansiedad.

Plátanos

El potasio es uno de los componentes básicos de los plátanos. Además de ayudarnos a luchar contra los calambres musculares, también puede sernos de ayuda a la hora de plantarle cara a la ansiedad.

Los ataques de ansiedad están estrechamente ligados a los niveles bajos de potasio, ya que esto puede causarnos estrés o irritabilidad, por eso para acabar con ellos solo tenemos que incluir los plátanos en nuestra alimentación.

Espinacas

Las espinacas pueden sernos de gran ayuda si queremos acabar con la ansiedad.

¿Cómo? Sencillamente porque contienen una alta cantidad de ácido fólico, un antidepresivo natural.

El ácido fólico se encarga de acabar con el exceso de sustancias oxidantes en el cerebro, otra de las causas directas del estrés.

Verduras

Parece que no nos damos cuenta, pero la alimentación está estrechamente relacionada con la ansiedad.

A veces, algo tan sencillo como sentirnos bien empieza por comer bien, por eso si queremos vivir lejos de la ansiedad o el estrés, vamos a empezar a incluir más frutas y verduras en nuestra dieta.

¡Nos sentiremos mucho mejor!

Patatas

Las patatas pueden ser un buen sustituto de los hidratos de carbono industriales que estamos acostumbrados a comer como los que contienen la comida rápida o la bollería refinada.

Los hidratos de carbono son una fuente de energía fundamental para que acabemos con la apatía y la “flojera”, algunas de las consecuencias de los ataques de ansiedad.

Almendras

Las almendras son ricas en vitamina B2. Esta vitamina se encarga de reforzar el sistema inmunitario cuando estamos viviendo un fuerte ataque de ansiedad.

Si incluimos las almendras en nuestra alimentación crearemos una especie de reserva de energía que nos ayudará a superar la ansiedad cuando nos encontremos en un momento difícil.

Avena

Si queremos acabar con los ataques de ansiedad, una buena opción será empezar a cambiar nuestra alimentación desde el desayuno. Si tomamos yogur con avena o un buen tazón de leche con avena, vamos a comenzar bien el día con una alta cantidad de serotonina, lo que nos ayudará a mantener la calma en los momentos difíciles.

Limón

El limón al igual que el resto de cítricos contiene una alta cantidad de vitamina C.

Empezar a incluir la vitamina C en nuestra dieta cotidiana va a ayudarnos a calmarnos, sobre todo si tenemos en cuenta que además, los cítricos contienen una gran cantidad de antioxidantes, que también son altamente beneficiosos para la salud.

Yogur

Según los últimos estudios nutricionales, los yogures pro-bióticos pueden ser de gran ayuda a la hora de acabar con la ansiedad, ya que se encargan de calmar y de reducir la actividad de la parte del cerebro que se activa durante los ataques de angustia.

Espárragos

Los espárragos contienen una alta cantidad de ácido fólico, por eso nos ayudarán bastante si queremos reducir nuestros niveles de estrés y de esta manera evitar sufrir ataques de ansiedad.

Fresas

Las fresas, al igual que el resto de frutas del bosque, están compuestas por bioflavonoides.

Los bioflavonoides se encargarán de acabar con los radicales libres, todos los componentes externos que atacan directamente nuestro sistema inmunológico haciéndonos sentir mal.

Es importante que incluyamos las fresas o las frambuesas en nuestra dieta porque será como ponerse una auténtica inyección de energía de una manera deliciosa.

Quínoa

Los cereales y las semillas van a ser un buen sustituto de todos los carbohidratos industriales que ingerimos normalmente y que no le hacen ningún bien a nuestro organismo.

La quínoa o la sémola se encargarán de aportarnos toda la energía que necesitamos para acabar con la falta de energía que a veces desencadena los agobios y ansiedades.

Aceite de oliva

El aceite de oliva es sinónimo de salud.

Si queremos lidiar con los nocivos efectos de la ansiedad, será una buena idea reducir el consumo de las grasas industriales y sustituirlas por grasas naturales altamente beneficiosas para nuestro organismo.

Chocolate

El chocolate va a ser el aliado más delicioso de todas esas personas que sufren ansiedad.

El consumo de chocolate sin azúcares industriales aumenta el nivel de serotonina en sangre, la que se conoce como la hormona de la felicidad, lo que sin duda nos hará sentirnos mejor.

Mango

El mango no solo es una fruta deliciosa, también es una de las más beneficiosas para la salud.

El mango contiene una alta cantidad de potasio. De nuestros niveles de potasio van a depender los ataques de ansiedad, por eso será una buena idea regularlos, incluyendo en nuestra dieta frutas como el plátano, el mango o la papaya.

Comentarios

Quizas te pueda interesar