Última Actualización:
Salud

Hospitales exhiben curación del 90% de los pacientes con úlceras del pie diabético

Las lesiones son más frecuentes en hombres con edad promedio de 58 años.
lunes, 11 octubre 2021 - Comentarios
Compartir

Escrito por:

Redacción
Redacción

Alrededor del 90 % de los pacientes con úlceras del pie diabético atendidos durante los últimos dos años y medio en el los hospitales de la red pública Francisco Moscoso Puello y José María Cabral y Báez se han curado completamente, reduciendo así a una mínima expresión las discapacidades y las amputaciones.

Así se destaca en el Informe de los Principales Resultados del Programa de Atención Integral al Paciente con Pie Diabético y uso de factor de crecimiento epidérmico humano recombinante (Heberprot-P®) que establece que desde el primero de abril del 2019 al día seis de este mes se han atendido 619 pacientes con dicha terapia que es cubierta a través del Programa de Alto Costo del Ministerio de Salud Pública.

El informe de la base de datos del programa detalla que, aunque su aplicación tiene corto tiempo, ya hay resultados muy alentadores que mostrar, porque el 89.35% de los pacientes atendidos han curado completamente, estando fuera de peligro de amputación, a pesar de que al inicio eran lesiones severas con pronóstico reservado y posible amputación.

A la fecha, sólo el 4.54% de los pacientes están en ventana de tratamiento con muy buen pronóstico, de acuerdo a los datos contenidos en el informe de dichos hospitales pertenecientes al Servicio Nacional de Salud (SNS). De los 619 pacientes tratados, 418 corresponden al programa de atención integral que funciona en el hospital Francisco Moscoso Puello en Santo Domingo y 201 en el Cabral y Báez, de Santiago.

En el hospital Moscoso Puello el programa está cargo de los doctores Juan Vicente Méndez, cirujano vascular periférico, cirujano General,
gerente Departamento Cirugía Vascular y Pie Diabético y Alillenska Caballo Aybar, cirujanaGeneral y Laparoscopia, Fellow Pie diabético y Manejo de heridas, encargada unidad de cura avanzada de pie diabético.
En el Cabral y Báez el programa está dirigido por los doctores Ouel Sosa Veras, Cirujano General y Laparoscopio, gerente de área quirúrgica y jefe del departamento de cirugía y Rafiel Vázquez Checo, cirujano general y laparoscópico, encargado de partes blanda.

Expandir el programa

El informe detalla que el 5.8% de abandonos del tratamiento de parte del paciente obedece a múltiples causas, de ellas las más comunes son dificultades para transportarse hasta los centros donde se ha aprobado la colocación de la terapia yla pandemia global del coronavirus, por lo que ven oportuno su expansión a otros hospitales de la red pública para garantizar un mayor acceso.

De los pacientes tratados, dos terminaron en amputación, ambos con pie de difícil manejo isquémicos, pero que, aunque estaban respondiendo bien al tratamiento, se enfermaron de Covid-19 en etapa grave con múltiples complicaciones generales y respiratorias.

El 66% de los atendidos en el programa son hombres, observándose, de acuerdo al informe, un predominio de úlceras de pie diabético en el sexo masculino, lo que coincide con lo descrito en la literatura científica, donde las lesiones más sencillas predominan en el género femenino que se revisa más frecuentemente los pies y acude tempranamente a consultas.

El género masculino representa en la mayoría de los estudios las lesiones complejas, dependiendo posiblemente del tipo de calzado, el tipo de actividades y la mayor despreocupación entre pacientes varones, señala.

Edades más frecuentes

Aunque los programas integrales de ambos hospitales han atendido pacientes con edades entre 21 y 71 años, el análisis de los casos según Grupos Etarios muestra un predominio en las edades de 51 a 60 años, tratándose de pacientes todavía económicamente activos en los que una lesión de esta gravedad que lleve a amputación produce invalidez laboral.

La mayoría de los pacientes sufren de Diabetes Mellitus Tipo 2 excepto 15 de los atendidos que presentaban la Tipo 1; lo que coincide epidemiológicamente con la mayoría de las series de casos descritas.

La complicación más frecuente de esta enfermedad es la Neuropatía Periférica por microangiopatía y esta lleva a la alta incidencia de úlceras que se describe mundialmente. La Diabetes Tipo 1 es tributaria de macroangiopatía y sus principales complicaciones son renales y cardiovasculares.

850 pacientes evaluados

La inclusión del tratamiento Heberprot-P al Programa de Medicamentos de Alto Costo, se llevó a cabo en diciembre del 2018, como terapia alternativa indicada para el tratamiento de pacientes con Úlceras del Pie del Diabético (UPDs).

Hasta la fecha se han clasificado y revisando los requisitos del Protocolo de Inclusión de más de 850 pacientes y el Ministerio de Salud Pública a través de su Departamento de Alto Costo ha aprobado 619 tratamientos a igual número de pacientes que han podido ser beneficiados del programa.

Comentarios

Quizas te pueda interesar