Última Actualización:
Reportajes

Sequía extrema, un problema con diversas variantes

miércoles, 20 mayo 2015 - Comentarios
Compartir

Escrito por:

Amaurys Florenzán
Amaurys Florenzán

Desde la mitad del pasado siglo, diversas instituciones científicas nacionales e internacionales vienen advirtiendo de los efectos negativos que provocaría el cambio climático en todo el planeta, a causa de la agresiva industrialización, tala de árboles, extracción indiscriminada de arenas, y  explotación del subsuelo, entre otras actividades.

República Dominicana no estaba ni está al margen  de esos daños negativos, que han provocado el desequilibrio ambiental, fruto del manejo irresponsables y falta de planificación para el empleo los minerales  de manera directa en el subsuelo.

No cabe duda que la actual situación de carencia de lluvias y larga temporada de calor,  se debe al deterioro progresivo de casi todas las zonas boscosas de la Isla, lo que ha incidido en la reducción de los principales caudales.

Excusa Light

En las últimas semanas, las autoridades han visto desaparecer centenares de hectáreas boscosas, debido a los fuegos forestales estimulados de manera directa por desaprensivos en reservas ecológicas, por ejemplo: El Parque Nacional de Los Haitises, Constanza, Dajabón, entre otras demarcaciones.

De manera “light”, se ha tratado de enfocar  la responsabilidad de los grandes daños a una de las clases sociales más vulnerable del país, los campesinos, quienes producen los alimentos que llegan a la población.

“El 85% de los incendios forestales que se originan en el territorio nacional,  tiene lugar por la quema y tumba de árboles  que realizan campesinos para complementar sus necesidades básicas”, informó a los medios de comunicación el 14 de agosto del 2010, el ingeniero Gerónimo Abreu, encargado Programa Nacional de Prevención y Control de Incendios Forestales, del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales.

Recientemente, el ministro de esa cartera, Bautista Rojas Gómez, presentó prácticamente una hipótesis, acerca  de que los agricultores eran los responsables directo de los 52 incendios forestales registrados.

La responsabilidad primordial de todo este desastre no es solo del hombre del campo, sino de los cientos y cientos de concesiones de explotación mineras otorgadas a lo largo y ancho de todo el territorio nacional

Preocupación y pérdidas

Las informaciones ofrecidas por la Mesa de Observatorio del Agua, el miércoles 13 del presente mes, sobre  la actual ola de sequía, que podría extenderse hasta finales del  verano,  debe llamar a la preocupación y reflexión a todos y todas.

En tal sentido, la directora de la Oficina Nacional de Meteorología (Onamet), Gloria Ceballo, dijo que las condiciones atmosféricas no son agradables para la República Dominicana ni a corto ni a largo plazo, porque la sequía se mantendr

En tanto que el director del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (Indrhi), Olgo Fernández, aseguró que solo las presas de Hatillo, en la provincia de Sánchez Ramírez  y Rincón, en La Vega, hasta el momento, mantienen un nivel suficiente para servir agua a una parte de la población, mientras que los demás embalses están por debajo del nivel requerido, debido a los 10 meses de sequía extrema.

Dicho contexto ha provocado que tanto ganaderos como agricultores solicitaran la intervención del Ministerio de Agricultura y de otras autoridades competentes, ante las cuantiosas pérdidas económicas que están experimentando por efecto de la prolongada falta de agua.

A esta realidad se suma a la crisis ocasionada por la veda impuesta por el gobierno de los Estados Unidos a varias frutas y vegetales, debido a la presencia de la mosca del Mediterráneo en la provincia La Altagracia, lo que agudiza las mermas financieras de los productores.

Alerta epidemiológica

Otras de las dificultades que genera la ausencia de lluvias, es el brote de virus y alergias, por lo que es necesario que el Ministerio de Salud Pública e instituciones afines se mantengan en sesión permanente.

No basta tener las inyecciones para prevenir  posibles brotes de gripes, sino otras enfermedades propias de la piel, así como la difícil tarea de evitar la reproducción del mosquito Aedes aegypti (que provoca el Dengue), a causa del almacenamiento incorrecto del preciado líquido.

Es necesario mantener una campaña de información sobre las dificultades de insalubridad que puede generar la sequía. La mayoría de las provincias está pasando por un proceso de escasez de agua, que las medidas de mitigación, mediante camiones cisternas, no dan abasto para satisfacer la demanda.

Propuesta correcta

No todo está perdido, puede y debe resultar el proyecto de resolución presentado por los senadores Adriano Sánchez Roa y Euclides Sánchez, quienes solicitan al Presidente de la República, Danilo Medina, instruir al Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales, que  cancelen por 10 años las licencias para el corte de árboles y la extracción de agregados de los ríos, a fin de que el sistema ecológico y boscoso  pueda restablecerse.

Comentarios

Quizas te pueda interesar