Última Actualización:
Béisbol

Furcal: “Ahora voy disfrutar de ser padre y esposo”

miércoles, 20 mayo 2015 - Comentarios
St. Louis Cardinals shortstop Rafael Furcal takes up his position during a baseball game against the Pittsburgh Pirates Wednesday, May 2, 2012, in St. Louis. (AP Photo/Jeff Roberson)Compartir

Escrito por:

Bienvenido Carmona JR

 

ORLANDO — Rafael Furcal dijo adiós al béisbol después de una carrera de 20 años en el profesionalismo, incluyendo 14 temporadas en las Grandes Ligas, durante la que acudió a tres Juegos de Estrellas y bateó .281 con cerca de 500 extrabases y más de 300 bases robadas en el Circo Grande.

Nada malo para un hombre al que muchos cazatalentos descartaron porque supuestamente era demasiado pequeño para aspirar a jugar en las ligas mayores y que aceptó un pírrico bono de $5,500 dólares para poder pasar al profesionalismo.

El domingo me dieron un rodado y arranqué a toda velocidad y de repente sentí un dolor desde la espalda a los pies. Cuando terminó la entrada le dije al manager que me sacara del juego y que mi carrera había terminado. Ese fue el último dolor que aguanté.

— Rafael Furcal

“Me voy con la frente en alto, orgulloso de haber tenido una carrera llena de satisfacciones y triunfos”, dijo Furcal a ESPNdeportes.com desde su hogar en Miami. “Cuando los Bravos de Atlanta me firmaron en 1996, prometí a mis jefes que no los haría quedar mal. Dentro de mí, siento que no los defraudé, por lo menos no de forma intencional o por falta de esfuerzo”, agregó.

Furcal, de 37 años, anunció su retiro del béisbol el martes, después que intensos dolores en diferentes partes del cuerpo le hicieron desistir de un intento de mantenerse en el juego. El quisqueyano bateaba .240 en siete partidos en las ligas menores de losReales de Kansas City, que planeaban subirlo cuando el veterano se declarara listo para ayudar a los campeones de la Liga Americana.

“Los médicos de Kansas City hicieron un gran trabajo para ponerme en forma, pero no podía aguantar los dolores de las piernas. Me sentía bien un día, pero mal en los próximos cuatro. Mi mente estaba positiva, pero el cuerpo decía lo contrario”, dijo Furcal, quien solamente apareció en nueve partidos con Miami el año pasado y se perdió todo el 2013 por una operación “Tommy John” en el codo derecho.

Por diferentes lesiones, Furcal solamente pudo jugar más de 100 encuentros en una de las pasadas seis temporadas. “Cuando no era una pierna, eran los hombros o la espalda, o el codo. Ya tengo 37 años, no soy un niño”, dijo.

“El domingo me dieron un rodado y arranqué a toda velocidad y de repente sentí un dolor desde la espalda a los pies. Cuando terminó la entrada le dije al manager que me sacara del juego y que mi carrera había terminado. Ese fue el último dolor que aguanté”, dijo el beisbolista.

Furcal, quien fue rechazado por la mayoría de cazatalentos debido a su estatura de cinco pies y ocho pulgadas, deja el béisbol como uno de los torpederos más completos que jugó en Grandes Ligas en las últimas dos décadas. Bateó .281 con 311 dobles, 113 jonrones, 69 triples, 314 robos y 1,063 anotadas con Atlanta, Dodgers de Los AngelesSan Luis y Miami.

Furcal fue el Novato del Año de la Liga Nacional en el 2000, acudió a los Juegos de Estrellas de 2003, 2010 y 2012 y sus equipos avanzaron a los playoffs en nueve de sus 14 temporadas. Fue campeón con San Luis en el 2011.

“Su talento y su gran dedicación le permitieron tener una carrera por encima de lo que imaginamos nosotros y lo que él mismo pudo haber soñado”, dijo Félix Francisco, scout de asignaciones especiales de Kansas City y el buscatalento que descubrió a Furcal para los Bravos en República Dominicana en 1996.

“La historia de Furcal es una historia de dedicación y esfuerzo”, dijo René Francisco, actual vicepresidente y asistente del gerente general para operaciones internacionales de los Reales y que era el encargado de las operaciones de los Bravos en Dominicana cuando Furcal fue reclutado.

“Cuando lo vimos por primera vez ya había sido rechazado por muchos evaluadores y solamente bateaba a la derecha. Félix recomendó hacerlo bateador de las dos manos y Furcal aprendió en corto tiempo para facilitar ser firmado”, dijo René Francisco.

Furcal no solamente aprendió a batear a la zurda en menos de dos meses, sino que tres años después de ser firmado como intermedista se convirtió en el torpedero regular de Atlanta y en uno de los mejores de las ligas mayores. También en uno de los más ricos, con una fortuna cercana a los de $100 millones de dólares.

“Llegó el tiempo de que el béisbol me dejara, porque uno nunca deja el béisbol. Jugué por 14 años, que es más de lo que aspiraba, disfruté bastante, compartí con jugadores que irán al Salón de la Fama”, dijo Furcal. “Doy gracias a Kansas City por darme una última oportunidad. Yo también intenté darme una última oportunidad, pero estaba claro que debía desistir”, agregó.

“Ahora voy disfrutar de ser padre y esposo. Seré coach de mis niños y voy a viajar, disfrutar la vida”, dijo Furcal, quien descartó trabajar en béisbol por ahora. “Por los próximos dos o tres años me dedicaré a mi familia. Después veré. No cierro las puertas, pero ahora voy a descansar”, dijo.

 

Enrique Rojas

Comentarios

Quizas te pueda interesar